domingo, 15 de junio de 2014

Nos vamos al Arqueológico, redescubriendo el MAN


Bueno este curso lo vamos a terminar a lo grande, visitando con los peques el remodelado y casi desconocido por sus estupendas y bellas reformas el ahora llamado MAN. Para nosotros siempre será la vuelta de la Nacional, esto es el Arqueológico. El nuevo museo se vertebra en torno al patio central que llena de luz y dinamismo al nuevo espacio, mucho más racional y con un cambio, en su valor didáctico, realmente encomiable. La única critica sería que los elementos más destacados no están especialmente significados aunque su nueva posición expositiva es realmente interesante.
Os mostraré algunas de las piezas más significativas que veremos el próximo martes, espero que esto os anime aún más a disfrutar de esta extraescolar que será un buen epílogo del curso:
 Nuestra ibérica Dama de Elche, sobre la que todavía todo son incógnitas es una de las joyas del museo. Esta dama, diosa, novia o mujer eminente de nuestro pasado peninsular luce espléndida en el nuevo museo.
 Su belleza y la calidad de los detalles de esta obra singular la dota de una enigmática atracción.
 Las orantes ibéricas dan paso a los restos de nuestras culturas más autóctonas.
 Nuestra alada Dama de Baza, nos recibe con todo su ajuar y nos muestra una identidad cultural peninsular, llena de sincretismo pero con algo esencialmente peculiar de la Península.

Este sepulcro ibérico del I a d C, con forma de torre conocido como el Pozo Moro de Chinchilla (Albacete). Nos muestra la peculiaridad del arte ibérico con estos leones protectores que quieren saltar para defender su legado. Sus concomitancias hititas, que no son ajenas a otras representaciones que podremos ver en el museo, nos muestra la peculiaridad de este arte desarrollado en la Península (período orientalizante de Tartessos) antes de la llegada de las grandes culturas del Mediterráneo.  

 No obstante, no sólo de arte ibérico vive el hombre, y también veremos algo de esa cultura que tanto os encandila, la egipcia, de la que el museo tiene muestras lo suficientemente significativas.
Si nos queda tiempo y algo de fuerza, bajaremos para ver una preciosa exposición temporal dedicada al Tesoro de la fragata Mercedes y de las circunstancias que provocaron su hundimiento. Será un sugerente final perfectamente ambientado y muy didáctico.
Espero que lo disfrutéis.
JV
Publicar un comentario