martes, 3 de febrero de 2009

Un libro, eso si del más grande

Siempre le admiré no sólo por ser un escritor comprometido, inteligente, irónico, profundo, incisivo sino por que me veía reflejado en su persona: una amante de la vida con todo lo que eso comporta, el buen comer, el buen conversar, un viajero infatigable (que murió en ello), un trabajador incansable y sobre todo una PERSONA, calificativo máximo para el que escribe estas lineas.
El otro día con unos amigos, hablamos de él, yo creía conocer gran parte de su obra, pero no está joyita que estoy conociendo en estos días. Con lo que ya he leído puedo deciros que una vez más el Sr. Vázquez Montalbán me sorprende a través de un tema, que no os engañaré, me atrae poco: "El fútbol". Claro está que su aportación, siempre inteligente, eleva a categoría de análisis moral un tema en principio algo banal.
Sirva como acicate para su la lectura de Fútbol, Una religión en busca de un dios, uno de sus primeros párrafos:
"A medida que se mundializan la economía y los seriales televisivos, nos asalta el miedo a perder la identidad y tendemos a recurrir a los fundamentalismos patrióticos que nos quedan. Ser partidarios de un club de fútbol reporta la intensidad emocional de una militancia político-religiosa, y hoy podría decirse que todos los clubes de fútbol son algo más que clubes de fútbol"
Como puede comprobarse la intensidad de su análisis nos permite tener en este libro, una idea más para desarrollar en el ámbito de nuestra formación como ciudadanos.
Sirva además este pequeña aportación para celebrar que muchos le tenemos en nuestro recuerdo, en especial sus paisanos barceloneses donde hoy se ha inagurado una plaza con su nombre: http://www.elpais.com/articulo/cultura/padre/detective/Pepe/Carvalho/tiene/plaza/Barcelona/elpepucul/20090203elpepucul_5/Tes
Autor: Manuel Vázquez Montalbán
Titulo: "Fútbol. Una religión en busca de un dios"
Editorial: DeBOLSILLO
Lugar y fecha de edición: Barcelona (España), Marzo 2006.
ISBN: 84-9793-923-9 (Vol. 511/10)
Publicar un comentario