sábado, 9 de marzo de 2013

La piel de elefante una peculiaridad geológica en El Monte de Valonsadero en Soria



 Valonsadero es un monte a unos siete kilómetros de Soria tomando la carretera que une esta ciudad con Burgos. Se trata de un espacio de unas 2800 hectáreas que los sorianos utilizan para el esparcimiento y el disfrute del medio ambiente. Este lugar tiene además un importante interés geológico que trataremos a continuación y una gran riqueza en pinturas rupestres que abordaremos en otros posts.
En la imagen observamos una vista general de este monte y al fondo aparece El Pico Frentes, uno de los referentes montañosos que más llaman la atención en los alrededores de Soria, por su forma y ubicación. Es una plataforma de 1342 metros de altura que nos muestra en sus laderas los efectos de la erosión diferencial y donde apreciamos: en la cumbre calizas compactas y en sus laderas una amplia variedad de terrenos con arenas, areniscas, calizas y margas fosilíferas en su parte media.
 En este entorno encontramos la Cañada Honda, hoy una dehesa boyal, fruto de los depósitos del Cretácico inferior, en los lechos de lagos y pantanos, de areniscas de colores claros, formadas por  por granos de cuarzo, que fueron depositados en cursos fluviales dando lugar a curiosas e interesantes formas fruto de la erosión, como apreciamos en diagrama. Esto ha dado lugar a abrigos donde aparecen las pinturas rupestres que comentaremos en otras entregas y a curiosas formas.
 Entre las formas más interesantes de esta zona aparecen unas grietas poligonales cubiertas por musgos y líquenes que se asemejan a la piel de un elefante. Es más si,  tiramos de imaginación, podríamos observar en este grupo a un elefante tumbado.
.
  En estos detalles que os proponemos la imagen de la piel del gran mamífero parece clara

 Las formas volcadas han dado lugar a curiosas formas como la que vemos en la imagen, donde cada espectador puede establecer hipótesis.
 La fuerza erosiva del agua y el viento han dado lugar a interesantes formaciones que conforman pequeños abrigos y cuevas muy frecuentadas en el pasado y muy útiles en el presente para iniciarse en la práctica de la escalada. Aquí os mostramos la conocida como Los Peñotes
 Formaciones peculiares que conforman estas mesas tan originales que salpican la dehesa.
 Estas estructuras almohadilladas, dobladas y semienrolladas que presentan algunas rocas, se pudieron producir por movimientos del subsuelo mientras se depositaban. Dando lugar a formas tan bellas como ésta, conocida  como el Frontón.
Para terminar esta imagen que nos habla de la reminiscencia onírica y plástica que nos da este lugar con sus caprichosas formas.
Fotos JV y Eugenia
JV
Publicar un comentario