jueves, 1 de octubre de 2009

Ardipithecus ramidus, nuevos datos sobre el origen del hombre



En una entrada de febrero del curso pasado os ofrecía datos sobre el proceso evolutivo que nos llevo a abandonar el árbol común de los homínidos para llegar al tipo homo que hoy somos:

http://pepetoideas.blogspot.com/2009/02/ha-llegado-la-hora-de-conocernos-mejor.html
 
Esta evolución empezó hace millones de años, en su momento os hable de Lucy como nuestra ancestral abuela. No obstante como ya os decía entonces y os repetimos este curso los estudios sobre nuestros orígenes no paran de avanzar, buscando muchas veces diferenciarnos claramente de los simios, ya que supongo que cuando los vemos en el zoo, nos cuesta pensar que alguna vez nuestras formas y actitudes eran similares a las suyas. Si bien es cierto que algunas actitudes humanas, muy recientes y habituales, justificarían claramente nuestra vinculación clara con una tradición simiesca, no es menos cierto que los avances en la investigación abundan en diferenciarnos de los monos.
En este sentido aquí os presento a una nueva abuela: Ardi, que también vivió como Lucy en la región del Afar en Etiopia pero que es bastante más mayor 4,4 millones de años. En el artículo publicado por la revista Science y que nos sirve de excusa para recordar el tema:
Se profundiza en nuestros orígenes ampliando los ya importantes hallazgos sobre el asunto que citamos en entradas anteriores: http://pepetoideas.blogspot.com/2009/07/nuevas-noticias-sobre-el-proceso-de.html


Publicar un comentario