sábado, 9 de mayo de 2009

George de la Tour, un regalo del Prado

Esto de navegar por la Red, nos depara en muchas ocasiones pequeños bocados de felicidad efímera que nos permiten leer un pequeño ensayo, una reflexión, o como en este caso un artículo de introducción que rezuma buen hacer, acercándonos el trabajo incansable y poco valorado de esos detectives del pasado que somos los historiadores. En este caso además de introducirnos a un pintor barroco, que nos interesa por el tema en que nos encontramos trabajando, nos deja alguna reflexión que conviene digerir con el fin de entender esas motivaciones que llevan a los hombres a disfrutar del Arte:
  • Nos está haciendo falta el desastre económico para aprender que la sobreabundancia sólo sirve para pregonar la vanidad del poder y el dinero; que sólo se aprecia la singularidad verdadera de las cosas si hay atención y recogimiento

Sobre Muñoz Molina, autor de este artículo podríamos hablar largo y tendido de rigor, calidad y sensibilidad, pero sin duda la mejor muestra son sus propias palabras:

Esta Babelia, también propone otro sugerente artículo, hablando de esas cosas esenciales de la vida y de algunos vividores a saber:

Me interesa sobre todo invitaros a que en la próxima semana con excursiones y puentes dediquéis alguna de vuestras horas a ver la exposición de este magnífico pintor del XVII, que os ayudará a comprender en parte lo estudiado en clase:

La Magdalena Penitente

Tomado de: http://www.elpais.com/fotografia/Magdalena/penitente/George/Tour/elpdiacul/20090509elpbabese_4/Ies/

Publicar un comentario